Inicio Comida Colectivos por el arte y la fiesta underground en México y Colombia

Colectivos por el arte y la fiesta underground en México y Colombia

por Natalia Fonseca
Todas las fotos del artículo fueron tomadas por Coti Pineda, cofundador del colectivo Traaampaaa en la fiesta  de Perro Perro.

10 de la noche en el Barrio La Candelaria, centro de Bogotá, Colombia. Gente con arneses, pantalones de piel sintética, lentes oscuros y blusas con transparencias, entre otros atuendos dignos de ser admirados por no menos de cinco segundos, comenzaron a atravesar los pesados portones de madera de la casa ubicada en la calle 9 número 1-25.

A esa hora era difícil tener un motivo para recorrer tan solitaria vía y los pocos que vagaban por ahí no hubieran adivinado lo que sucedía en el predio. Y es que en realidad la estructura no invitaba a nadie a curiosear en el interior, algo excitante si de underground se trata. No había luces ni anuncios. Solo tejas de barro, y pequeñas ventanas como en cualquier otra casa colonial del barrio.

Pero tras dichas puertas y pasando el personal de seguridad, DJ Tömbo, el primero del line up, ya había puesto en marcha el warmup de lo que sería una noche que volaría hasta los 190BPM (Beats Per Minute). El colectivo Perro Perro ofrecía la cuarta edición de la fiesta TECHNO DE MAMÁ Y PERREO DE LA ABUELA, donde se escuchó todo lo que no sonaría por radio FM.  

A las 12 y algo a.m, un grafitero ya estaba convirtiendo el maniquí que recibió a todxs en una obra de arte, mientras que alrededor de un centenar de personas circulaban por la casa. La gente estaba por todas partes; el patio central, el posterior, el cuarto donde se vendía cerveza, único con el privilegio de un sofá y, claro, la habitación donde tocaron los 10 DJ invitados. Todos artistas emergentes,  exponentes de la escena underground electrónica bogotana con propuestas de Club Latino, “Perreo etéreo”, Trance, Techno alternativo, Dark Disco y más.

El lugar en general estimulaba las ideas y hacía sentir a cualquier locx parte de algo. Las viejas paredes despintadas, el repertorio envolvente, las luces y el acuerdo no verbal de disfrutar sin invadir el espacio de alguien más alentaba a cerrar los ojos y mover el cuerpo como el Techno diera a entender.  La fiesta se extendió más allá de las 4a.m y si algo quedó claro es que en todo el evento había una intención.

¡Sí al arte colectivizado!

 

Desde que los colectivos artísticos  comenzaron a tomar fuerza a finales de los sesenta, principios de los setenta, hasta la actualidad, se consolidó como uno de sus objetivos principales el diversificar los espacios de circulación del arte. Esto con la noción que todo aquello más o menos estandarizado no es que se pelee con lo creativo, pero reduce la probabilidad de encontrar vida y color en lo insospechado.

“Trabajar desde lo colectivo permite tener una amplia gama de perspectivas que construyen el suelo fértil para el aprendizaje, la tolerancia y el respeto de nuestra diversidad cultural. En ese sentido, es muy importante para mí poder ser un puente de esas expresiones únicas y bellas de los artistas emergentes ”​, expresó Aleroj, artista y cofundador de Perro Perro, ante la realización de eventos que sirven como plataformas para los creadores y para que las personas puedan explorar el arte de manera distinta. 

Al respecto, Zerena Morena, DJ, productora musical mexicana y cofundadora del colectivo/label Musa Paradisíaca Records en Puebla y Oaxaca,  considera que la fiesta organizada desde lo colectivo es una oportunidad para aportar a la multidisciplina y abandonar la idea de la creación como algo inalcanzable. 

“Nos interesa reunir y promover el trabajo de creadores sonoros, pero también de quienes trabajan con arte audiovisual, gráfica, tattoos, joyería, así como sucedió con Po$$$ole. Al mismo tiempo, buscamos que las personas tengan un espacio seguro donde puedan acceder a su derecho a la diversión, la creatividad y la diversidad”, comentó.

Con Po$$$ole hace referencia a una fiesta que se transformó en algo mucho más grande. El 5 de noviembre de este año se inauguró la Residencia de Arte Po$$$ole que busca servir de espacio físico en Cholula, Puebla, para la multidisciplina, la exploración sonora, la promoción del Club Latino y la recepción de creadores. Entre Musa Paradisíaca, Colectivo Sabrosura y colaboradores lograron iniciar este proyecto que, como en todo lo experimental, su única constante es la transformación. 

CRRDR (Corredor), artista multidisciplinario colombiano y cofundador de los colectivos Mothership, ahora Traaampaaa, y Muakk, estuvo haciendo una gira de dos meses por algunas ciudades de México. En colaboración con Musa y Sabrosura realizaron múltiples eventos y fiestas, Po$$$ole una de ellas, demostrando que ya no solo se trata solo de juntar “rarezas sonoras” como les llama Zerena, sino hacer alianzas que beneficie a lxs involucradxs.

Todo se realiza desde la autogestión

Pero todo cuesta. Por más intención que tengan las ideas, al no tratarse de proyectos que giren en torno a lo comercial, la posibilidad de subsistir se reduce. Las iniciativas se llevan a cabo desde la autogestión y difícilmente cuentan con patrocinios, por lo que la renta de lugares, de consolas de sonido, el pago a los artistas por evento, las giras, entre muchas otras cosas, corren por cuenta de lxs organizadorxs.

“Todo lo que hacemos como colectivo y lo que hago como artista es independiente. Desde mi música, hasta cómo expandimos nuestras redes. Por ejemplo, para venir aquí, primero conocí varios colectivos por Soundcloud e Instagram y logramos hacer colaboraciones” comentó CRRDR para Sabores de México. “Aún así, la intención es seguir haciendo crecer la escena que sigue muy inmadura”, finalizó.

Es ahí donde las plataformas digitales y las redes sociales aportan con su componente democratizador y contribuyen a que más personas puedan difundir y acceder a contenido nuevo, generalmente de forma gratuita. Ahora, no existe algo más mainstream que tener un usuario creado en Instagram. Pero es que esa es la cuestión con la difusión de lo underground en la época de las Kardashians. Repartir memorias USB con los sets y flyers simplemente no es opción. 

Ante eso, CRRDR comenta que “las redes son un arma de visibilización muy poderosa y han sido una catapulta para crear conexiones. Entonces, sí o sí hay que estar presentas en ellas y, a final de cuentas, todo se trata del uso que uno les de”, por otro lado, “la idea es que la descentralización también se ejerza desde los medios digitales y no únicamente en espacios físicos”, finalizó Coti Pineda, cofundador de Traaampaaa.

¿Y la radio?

La participación en radio independiente es una de las apuestas que han permitido ejercer dicha diversificación. Radio Nopal de CDMX, nettnettradio.com de Tijuana y Radio28 de Cholula, son solo algunas de las estaciones transmitidas por internet que promueven la multidisciplina y que permite a los artistas, y a los colectivos como tal, encontrar nuevos espacios de apertura. Las arrobas y las etiquetas facilitan el acceso a ellas, le guste al mundo o no. Baby Banana es el programa con el que Musa se presenta un sábado al mes con música disruptiva por nettnett. Tiene invitadxs locales, pero también internacionales como CRRDR o Aleroj.

Definitivamente, no solo de museos vive el arte y de gastronomía el turismo. Si lo que busca es reapropiarse de su cuerpo, reivindicar las ideas y pasar un buen rato, le recomendamos ampliamente darle seguimiento a estos colectivos. Y para lxs que prefieren la Navidarks, Musa estará ofreciendo una fiesta de Dark Techno, Electro, Dance y más el 25 de diciembre a la 1a.m en Oaxaca. “Después de la cena y las peleas por el terreno de la abuela”. Eso sí, lleve su propio vaso y pregunte la ubicación por mensaje interno.

No te pierdas de esto

2 comentarios

Héctor Castañón Basaldúa 24 diciembre, 2022 - 19:07

Muy buena narrativa, un conjunto de sororidades y descripción de las actividades pluriculturales, gracias

Responder
Carlos Dragonné 29 diciembre, 2022 - 23:08

Muchísimas gracias por tu comentario. Natalia es de las nuevas voces de este sitio y somos afortunados por tenerla con nosotros.

Responder

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

El Recetario de la Abuela