logo

Restaurante Cascabel, cocina mexicana casera y con corazón

Por Elsie Méndez @sabormexico

El restaurante Cascabel de la reconocida chef Lula Martín del Campo llega a Santa Fe para llenar de sus aromas y exquisitos sabores a quienes habitan o trabajan en esta zona del poniente de la ciudad de México. Recetas tradicionales de la cocina mexicana que nos evocan la cocina hogareña de abuelas y madres de muchas de las familias en México, eso es lo que quiere mostrar y compartir la chef a propios y extraños cuando llegan a su restaurante.

Lula Martín del Campo se aventura a conquistar, pero sobre todo consentir a todos los comensales que buscan una cocina sin más pretensiones que la de hacernos sentir como en casa, con platillos sencillos pero repletos de sabor. Dividido en dos salones, el restaurante Cascabel nos ofrece dos ambientes: uno con una terraza muy iluminada rodeada de jardines, el segundo es el salón estilo cantina donde podemos sentir de cerca el calor de los fogones con los enormes comales de barro donde se hacen las tortillas a mano, la tradicional barra, al fondo la cocina y donde se encuentra el enorme mural en el que se pueden apreciar dos víboras de cascabel, chiles cascabel, maíz, los cascabeles de los danzantes y las flores que tanto fascinan a Lula y que son parte importante de la decoración del lugar.

En el restaurante Cascabel encontrarán detalles como la hermosa vajilla que adorna cada lugar en la mesa, la cual fue diseñada por la artista mexicana Adriana Díaz en su Taller Experimental de Cerámica. 

La carta es de muy buen tamaño con opciones variadas en el menú, pero sin perdernos en decenas de platillos que hagan difícil la decisión, los cuales tienen como hilo conductor el maíz, el frijol, el chile (sin ser picoso), esos elementos de la cocina mexicana que nos distinguen y que Lula diestramente los maneja en sus creaciones. Aquí permítanme hacerles unas sugerencias de las cuales, les aseguro, no se arrepentirán.

Para comenzar los sopes de lengua con maíz azul que se acompaña con jitomate picado, cebolla, guacamole y alcaparras, vienen en trio y los pueden compartir… o no. Son mi entrada favorita en Cascabel.

Como segundo no se pueden perder la tártara de cecina con rodajas de chile jalapeño, cebolla y sazonada con limón en su punto perfecto. Para acompañarla Lula Martín del Campo nos manda tostadas de maíz azul con las cuales también nos damos gusto disfrutando de su variedad de salsas que, cuando uno voltea a ver, han desaparecido. Dos platillos deliciosos y de lo más sencillos que les dejarán espacio para algo más.

Los tlacoyos de maíz azul rellenos de requesón acompañados con verdolagas son el intermedio perfecto para llegar a los platos fuertes. No se sientan culpables, créanme cuando les digo que el maíz que utiliza la Chef Lula en el restaurante Cascabel es uno de los alimentos más sanos que podrán comer, es de esos carbohidratos sanos que nos ayudan a tener salud.

Los platos de cuchara, como los llama Lula, están compuestos por esos caldos que abrazan al alma y son de los favoritos de Lula y, por supuesto, nuestros. Uno que puedo decir es de los pocos que le hace competencia al de mi mamá (y, ¡vaya que es difícil competirle a mi mamá!) es el mole de olla. El servicio para presentarlo es divino, ya que lo traen en una charola donde viene el plato hondo con la carne y las verduras, una jarrita con el caldo y un platito con la guarnición compuesta de cebolla picada, cilantro, chile verde picado y limón. Calientito, amoroso, el mole de olla es pecado no comerlo en el restaurante Cascabel.

Ahora que si buscan opciones más ligeras está la ensalada de nopalitos servida de forma tradicional la cual se acompaña de jitomates cherries, cebolla morada en julianas, finas rebanadas de rábanos, aderezada con vinagre y aceite de oliva, rociada con queso fresco y la nota personal de la chef Lula con flores de pensamientos.

El pulpo rostizado con chorizo y papas es una maravilla ya que la cocción del pulpo es impecable.

Les sugiero y recomiendo que por nada del mundo se pierdan de los postres ya que son elaborados en casa y existe uno por el que yo volvería, junto con el mole de olla, un día tras otro. Además de helados artesanales deliciosos, mi postre favorito es que se compone de láminas de chocolate con hojas de sal y chapulines, y otras texturas del amado chocolate que les aseguro será irresistible.

La coctelería y los buenos vinos forman parte del menú del restaurante Cascabel. Podrán encontrar uno elaborado con Mezcal y unas suaves notas de chile cascabel, el de la casa; en cuanto a vinos les recomiendo se dejen llevar por las recomendaciones que el gerente les de para acompañar sus platillos.

Antes de irse no dejen de acercarse al rincón de la tiendita con productos como frijoles, maíces, miel, chocolate y salsas de Productos La Comandanta, un proyecto importante de apoyar ya que busca promover el consumo de productos que están en peligro de extensión y son parte fundamental de la cocina mexicana.

El restaurante Cascabel nos espera con los brazos abiertos para darnos ese calor de hogar que a veces nos hace falta entre semana cuando no podemos ir a comer a casa, y alegrarnos el corazón un fin de semana con la hermosa y bella sonrisa de Lula Martín del Campo que siempre está ahí para darnos la mejor de las atenciones.

Para mayores informes:

Dirección: Javier Barros Sierra 540, Park Plaza Santa Fe Torre 2, CDMX (junto al Westin Santa Fe)

Horario: De lunes a sábado de 13,30 a 23,00 horas. Domingo de 13,30 a 18 horas

Teléfono de reservas: 5292 6216  9155 8408

About Elsie Mendez Enriquez

Yo me llamaría una “comedora profesional”, hedonista y seguidora fiel de Los Sabores de México no solo en nuestro país, también en otros rincones del mundo donde nuestra cocina tiene un espacio. Viajera y trotamundos siempre en busca de sabores, aromas y colores de otras culturas y países, como representante del educado paladar de mexicanos, y compartirlo en su blog y redes sociales con el afán de conocer mas del mundo de la gastronomía.

Check Also

Receta de sopa minestrone instantánea en olla de cocción lenta

Amo las sopas, ¿Se los dije antes? Soy como el hermano de Mafalda, Guille, que …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*