Dieta T

La Famosa Dieta “T”

Por Miguel Andres Hernández @miguelandresha

Tacos, tortillas, totopos, tortas, tamales, tlayudas, tlacoyos, tostadas, teleras, son algunas muestras de tan mentada dieta mexicana –La Dieta “T”-. Esa dieta que hoy nos da una riqueza gastronómica única y que quizás por ser rica en harinas y carbohidratos el Gobierno Federal y el congreso también gravarán con impuestos adicionales por su nueva intención de “cuidar nuestra salud”.

En discurso presidencial, el ejecutivo anunció que las medidas e impuestos aplicados a los refrescos y bebidas endulzantes NO son por aumentar los impuestos, sino por cuidar nuestra economía y nutrición.

Si esto es correcto, me pregunto ¿qué estarán haciendo Bimbo, Sabritas, Maseca, La Moderna, Corona, Tecate y cientos de empresas más? considerando su futuro financiero en un país que brinda las mismas garantías para sus inversiones y capitales que Cuba y Venezuela… Ninguna. Como lo ha mencionado la Secretaría de Gobernación: – el objetivo UNICO es “BAJAR EL CONSUMO” de estos productos.

Bien sabido es que México ha ocupado en las ultimas 3 décadas uno de los primeros 10 lugares en obesidad y diabetes y aunque hemos sido consistentes en tan honrosa posición, no es algo que nos deba dar orgullo y admiración.

Tamal Verde, Los Sabores de Mexico
Tamal Verde, Los Sabores de Mexico

No somos el único país con dietas ricas en carbohidratos, proteínas y grasas. De hecho, las transculturaciones africanas, hindús y mesoamericanas nos han dejado un legado que debemos manejar con cuidado en las cantidades de ingesta calórica a la que nos exponemos nosotros y nuestras familias en nuestra alimentación del día a día.

Papas, arroz, maíz, plátano, frijol, avena, centeno, trigo, lenteja, son ingredientes presentes (muchas veces 2, 3 de ellos o hasta más) en varios de nuestros platos típicos en Latinoamérica; pese a lo anterior en México el aumento en bebidas gaseosas y comida procesada “chatarra” es garrafal versus otros países de las Américas. El consumo de frutas y verduras es decadente y el ritmo de vida del siglo XXI y nuestra economía nos empujan a tener cada vez menos la opción de una dieta “slow food” en la que el microondas, los enlatados y la comida procesada cada vez son más comunes.

¿Pero realmente el empezar a gravarlos es la solución?

Nuestra economía actual nos permite seguir aumentando nuestra carga impositiva aún cuando nuestra dieta tiene un trasfondo cultural pero también una fuerte carga laboral en la que padre y madre (y todo joven en capacidad productiva) deben trabajar para ganar el sustento diario sin dejar mayor espacio en el día para planear, comprar y preparar una dieta balanceada?

En cambio de lo anterior no debería el gobierno fomentar campañas de capacitación para un eficiente uso de los recursos naturales y ayudar a las familias a planear de forma estratégica su dieta diaria? No sería mejor prevenir que gravar? no sería formidable que los Institutos de Seguro Social contaran con nutricionistas, nutriólogos y dietistas?.

Tenemos cientos de hectáreas fértiles vacías; Una producción ganadera insuficiente (y exportada en su gran mayoría); no estamos fomentando las producciones orgánicas e hidropónicas caseras; Permitimos que grandes transnacionales manejen semillas y cultivos latifundistas dejando sin ingreso a nuestros campesinos y agricultores, lo que nos pone a pensar entonces si realmente nuestro Gobierno tiene una política integral y una real preocupación por nuestra salud al gravar las bebidas saborizadas gaseosas.. o si solo es un impuesto mas a una población cansada … de tanto impuesto y de tanto trabajar para ver como en la obesidad de sus comunidades se siguen asentando los malos hábitos alimenticios de una dieta T que debería ser orgullo nacional, pero que para nuestro pesar se esta convirtiendo en una carga negativa de nuestra identidad cultural.

Miguel Andres Hernández A
Director Adjunto
Hoteles Boutique de México

About Miguel Andres Hernandez

Miguel Andres Hernandez
ColomboMexicano Hotelero/Mercadologo. Empresario del año 2013. Especialista en Viajes Turismo Gastronomia Hoteles.Padre y Constructor

Check Also

Merkavá: El reencuentro con quien siempre ha estado.

Por: Carlos Dragonné Tenía mucho tiempo de no visitar un restaurante de Daniel Ovadía. Si …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*